Si quieres estar a la última, suscríbete

lunes, 18 de junio de 2012

Medicina basada en la OBEDIENCIA

Es una cadena más de tantas que se reciben en la bandeja de entrada del correo. No sé quién lo ha escrito ni si la identidad que se supone es real, pero utilizo este blog como anticortafuegos, a modo de altavoz para los "indignados" sanitarios.


Tras la noticia aparecida, a fecha de hoy, en El Diario de Sevilla, en la que se anuncia que la Junta de Andalucía aprobará los anunciados recortes por decreto (yo le llamaría "Edicto" más propio de un gobierno nacionalsocialista) hago, desde mi humilde condición de médico veterano, una llamada a la resistencia y a la lucha sin cuartel, dada la fragante injusticia que esta casta de malnacidos pretende cometer contra todos los médicos andaluces y sus pacientes.
El Médico es definido por esta caterva de ignorantes como un "proveedor de servicios", "un recurso humano", "un prescriptor" o "un funcionario" que debe formar parte de un "equipo de implicados" al servicio y a la orden, cual mascotas adiestradas, del analfabeto, y no excepcionalmente corrupto, político de turno; todo ello a cambio de unos derechos laborales tan precarios que prácticamente vive esclavizado; por supuesto, sin hablar de los salarios, tan exiguos que en muchos casos no les permite llegar a fin de mes; además debe estar callado, sumiso, imposibilitado para denunciar las deficiencias del sistema ante el miedo a las represalias, ya que con frecuencia "disfruta" de una interinidad o un contrato de mierda por él que le tienen "cogido por sus partes".Por otro lado, el enfermo es considerado un "usuario" o "cliente" (antes paciente) afecto de "un problema de salud" (antes enfermedad o patología) que hay que resolver en una sola "entrevista" (antes consulta médica) con el máximo ahorro (¿?) y en la que a menudo, dada la masificación, se olvida la esencia del arte médico y el trato humano que siempre hemos de brindar a aquellos dolientes que se ponen en nuestras manos, con el consiguiente deterioro en nuestra labor y, lo que es más importante, en la relación médico-paciente.Este tipo de sistemas de salud pública se caracterizan, en general, por el derroche de grandes cantidades de dinero público ya que, en ellos, la producción y el consumo son inseparables, frente a lo que debería ser, tal como dijo Laín Entralgo, "una metódica consideración del diagnóstico y tratamiento del enfermo conforme a su consideración de persona y no solo desde el punto de vista de su reducción a un mero organismo".Ante estas circunstancias, nosotros, los "productores" o "generadores de servicios" (antes médicos), debemos sin más disculpas ni dilaciones, obligados por el bien de nuestros "clientes" (antes pacientes) y por nuestra propia dignidad profesional, mandar al carajo todo este sistema sin sentido, en el que los "gestores" (prefiero no ponerles nombre) nos niegan nuestra libertad de decisión profesional y anulan el verdadero sentido de nuestra vocación.Es decir, os convoco a que dejéis de hacer esta "medicina basada en la obediencia" y que hagáis una "medicina basada en la resistencia" aplicando la lex artis y los reglamentos a rajatabla.Ya no puedo más...simplemente estoy cansado de ser obediente y sumiso...no quiero ser más un borrego...os llamo a la rebelión, a la resistencia...a ser un digno hijo de Hipócrates...desde el próximo lunes....sí realmente queremos parar esta injusticia...¡¡¡JUNTOS PODEMOS!!!...¡¡¡A POR ELLOS!!!

4 comentarios:

  1. Sumisión, a consta de mantener el nivel de opulencia de nuestros altos cargos; que ademas no tienen ni idea de lo que es tratar a un paciente y ademas les importa un pepino!!!!

    ResponderEliminar
  2. Mientras no haya sagre de por medio, y esa sangre sea la de ellos, no se van a empezar a tomarnos en consideración.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se nota la sangre cientounera que corre por nuestras venas

      Cuando por los años no puedas correr, trota.
      Cuando no puedas trotar, camina.
      Cuando no puedas caminar, usa el bastón.
      ¡Pero nunca te detengas!

      (metáfora aplicable a lo que nos está tocando "sufrir")

      Eliminar
  3. Fernando Caudepon Moreno19 de junio de 2012, 15:40

    A mi me convence mas la medicina basada en la VIDENCIA!!!

    ResponderEliminar